Banner

Prestaciones injustificadas a ediles de Pachuca fueron apoyos sociales, dice sindica a observaciones de la ASEH

Luego de que la Auditoría Superior del Estado de Hidalgo (ASEH) detectó prestaciones injustificadas por 7.3 millones de pesos a los integrantes de la asamblea municipal de Pachuca en 2021, la síndica hacendaria, Erika Trujillo Ortiz, dijo que no se trató de compensaciones sino de “apoyos sociales” que dieron a los ciudadanos.

Indicó que en el capítulo 4000 cuentan con una partida para que los asambleístas lleven a cabo dichas actividades en favor de la ciudadanía, lo cual, dijo, corresponde al señalamiento que les hizo el ente fiscalizador.

“Parte de todas las partidas que tenemos nosotros como integración del presupuesto, tenemos unas partidas de apoyos sociales, están permitidas dentro de la partida 4000 y de ahí se despliega una serie de gestiones de este monto que se refleja”, aseveró.

En su caso, dijo que dio apoyos a mujeres, medicamentos, productos de la canasta básica, y consideró que la entrega de estos apoyos no se puede considerar como un tema proselitista, pues indicó que cualquier persona puede tener acceso a ellos si justifica que los necesita.

De acuerdo con el informe se la ASEH, mediante la revisión de pólizas de egresos, transferencias bancarias, recibos de nómica, correspondientes a la partida Otras prestaciones, el ente fiscalizador detectó la falta de documentación comprobatoria y justificativa de las erogaciones por un total de 7 millones 345 mil 200 pesos a los asambleístas municipales, por concepto de otras prestaciones.

Respecto al señalamiento de la aprobación de la última modificación al presupuesto fuera del ejercicio fiscal 2021, debido a que esta se aprobó en sesión extraordinaria del 21 de enero de 2022 (la cual el alcalde Sergio Baños Rubio había solicitado que fuera privada y a petición de algunas regidoras se hizo pública), Trujillo Ortiz dijo primero no recordar que esto haya pasado; después sostuvo que por el cierre del ejercicio fiscal tienen que sesionar después del 31 de diciembre porque ese es el último día que se registran movimientos, aunque indicó que debía ser en los primeros días del primer mes del siguiente ejercicio fiscal.

“Es por eso posiblemente el comentario de que se sesionó días después, pero en realidad el acta tiene que ir con fecha del 30 de diciembre, el año en curso, porque así nos lo marca la ley”, expuso.

Comparte se te ha gustado